martes, 29 de diciembre de 2009

Calvario de gloria (foto archivo hermandad)


Los lirios se marchitan a tus plantas
y brota cada flor entre tus brazos.
La noche al resplandor se hace pedazos
y se calla el silencio en las gargantas.

Contigo la esperanza viene a mantas
-antecediendo y siguiendo tus pasos-.
Desde la cruz te dan y das abrazos
y a cada incrédulo la fe levantas.

Y olvidando su pena y su mal fario
eleva su mejor jaculatoria
y esa cruz convierte en relicario

pues el alma, por ti y por tu memoria,
vive por no morir en un calvario
y muere por vivir junto a tu gloria.

viernes, 25 de diciembre de 2009

Un Sol en tus Dolores

Para mi buena amiga Elena ;)

No es el fin, sino el principio
y tu fin es proclamarlo.

Proclamar la buena nueva
de aquel momento esperado
que tras la noche sale el Sol
y en las almas va brillando.

Es el principio de un gozo
muy difícil de explicarlo
pero que las almas puras
siempre sienten muy cercano
cuando junto a la cruz firme
vas a tu pueblo mostrando
la verdad y la certeza
de que existen los milagros.

Y el milagro es contemplar
como por siempre en el barrio
del Plantinar brilla el Sol
aunque el cielo esté nublado.

Y es milagro ver tu cuerpo
bienvenido y bien hallado
donde enseñas que la cruz
no es un símbolo de daños
como quieren hacernos ver
los corazones frustrados
sino una señal de paz
que nos hacen más hermanos.

Es tu proclama el amor
y la Esperanza del llanto,
la caridad y el socorro
de todo el necesitado
que aunque Varón de Dolores
el clamor te haya llamado,
prefieres dar a recibir
pero con la fe a cambio.

Y en esta proclama eterna
de tu alegórico paso
saliendo en Sevilla el Sol
tus Dolores van menguado.

Saetas variadas



De una parroquia lejana
ya se acerca esa cuadrilla
que a cada paso que gana
va derrochando en Sevilla
todo el arte de Triana.

Tu jarabe de dulzura
sabe a gloria en San Gonzalo
y por eso se asegura
que el que está enfermo y malo
con solo verte, se cura.

Cristo Santo, Señor mío,
me viene siempre al mirarte
tan hermoso escalofrío
que ya solo con pensarte
se me quita hasta el sentío

El mismo Cielo asegura
que como Tú no hay quién lleve
con tanto amor y dulzura
un nombre conciso y breve
O tan grande en hermosura.

Al mirar al Gran Poder
cada vez más me convenzo
de que si ver es creer
Dios tan solo puede ser
el que vive en San Lorenzo.

Rosa, clavel, flor de acacia,
llena de encanto y primor,
tal beldad en ti se espacia
que han de llamarte mejor
Dulce Nombre de la Gracia.

No me canso de mirarte
pues para aliviar mi dolor
no hallo más dulce calmante
ni medicina mejor
que contemplar tu semblante.

Ni el clavel puesto de gala
ni la más bendita rosa
en Sevilla nunca iguala
a esa flor tan primorosa
que tu imagen nos regala.

Aguanta, Cachorro, aguanta
no te mueras todavía,
que el quejío que se canta
se hace flor en la garganta
contemplando tu agonía.

En hermosura descuella,
nadie en brillo le gana
su destello deja huella
tiene su cielo en Triana
y es de Sevilla la Estrella.

Si hasta tres veces tropiezo
con tu divina enseñanza
me levanto y me enderezo
y me otorgas tu Esperanza
cada vez que yo te rezo.

Cuando ante ti yo me topo
y te miro, cara a cara,
me regalas tanto arropo
que mis labios nunca paran
de decirte mis piropos.

domingo, 13 de diciembre de 2009

Sin buscarla, la encuentro...


Aquel que quiera Esperanza
que busque a la Macarena.
Que la busque junto al Arco
donde la Gloria se asienta.
Qur la busque, suspirando,
mientras el alma le reza.
Que la busque, pues no importa,
ni el momento ni la fecha
que para aquel que la busque
la Esperanza siempre espera.
Que la busque de mañana
o en la tarde veraniega;
en el otoño anhelando
que al invierno abra las puertas
y bajar desde los Cielos
para hacerse más terrena.

Que allí busque pues tendrá
sus mejores galas puestas,
mientras recibe los besos
y todas las reverencias
del pueblo que solo tiene
ojos para su belleza.

Que la busque en ese día,
cenit de la primavera,
donde presida y mande
desde su Santa Patena,
cuando esté cruzando el Arco
o surcando la Alameda,
entrando por La Campana
o en una esquina cualquiera;
vaya en busca de su encuentro
por una calle estrecha
o entre clamor y revuelo
entre suspiros y penas
al delirio de su barrio
cuando la traen de vuelta.

Que yo La encuentro al buscarla
y sin buscarla se encuentra...
Pues sé que está esperando
para apaciguar mi espera.
Y si es por esperarla
esperar vale la pena...
Vale la pena, la alegría,
la distancia y la paciencia,
valen los llantos serenos
si al final me recompensa
con mirar su cara hermosa
y llenarme de su esencia
y suplicar con los ojos
y decir a boca llena
que donde quiere que busque
siempre La encuentro a mi vera.

Y sin buscarla la encuentro...
Por eso no puedo perderla.
Y aunque pierda la Esperanza
la encuentro en la Macarena.

sábado, 14 de noviembre de 2009

Reina de mis dos tierras



De Cataluña a Sevilla,
donde la tierra se allana
viniste como yo vine
de forma humilde y callada.

Me une a ti una tierra
de riqueza milenaria
y una historia tan añeja
como el fervor a tus plantas.

Una tierra de crisoles
donde la fe es la que habla,
cuando todo el que te quiera
peregrina a tu montaña.

Y fuiste Tú peregrina,
tu alta curnia, la embajada
que con su rango bajó
a la tierra sevillana.

Te quedaste tan a gusto,
tan perfectamente anclada,
que preferiste el pañuelo
mas conservando tu gracia.

Y aun así lloraste y lloras,
inconsolable y amarga...

Pues como echabas de menos
aquella tierra lejana
-además de por tu Hijo-
también lloras de nostalgia.

Pero te queda el consuelo
y ante todo la esperanza
de que al ser mariana tierra
Tú te sientes como en casa.





martes, 3 de noviembre de 2009

El amor de la Salud


Para el amor de mis amores...

Tras tu ventana yo espero
como espero el nuevo día,
tu luz, tu amor, tu guía
que me oriente en el sendero.
Esperarte así yo quiero
y en esa espera te añoro
sin soñar con todo el oro
pues tus ojos entornados
me dicen que he encontrado
el más divino tesoro...

Esa mirada que, fijo,
solloza por cada pena
de esperanza mi alma llena
con el amor que yo elijo...
Hacia Ti yo me dirijo
y pido que en mi viaje
sea cual sea el paraje
la salud del cuerpo y alma
y el amor que dé la calma
sean mi único equipaje...

Así, todo el que te viera,
y viera tu rostro sumiso
si su fe así lo quiso
te quiere de igual manera.
Y bendito el que te quiera
y afortunado es con creces
-que quererte así mereces-
pues yo misma en esta vida
ya me encuentro bendecida
con el amor que me ofreces...

domingo, 18 de octubre de 2009

Todo me lo dice tu Nombre

¡Cuántas cosas puedo decir

Con ese nombre tan sólo!

Puedo decir de la nada

A poder decirlo todo.

Una semblanza, una idea

De solamente un esbozo,

O un motivo de alegría

Que parte del alborozo.

Puedo decir con tu nombre

-breve, dulce, primoroso-

Lo que mi corazón encierra,

Lo que con mi pena bordo,

Entre palabra y palabra,

Un requiebro o un sollozo

Que con el alma se escribe

Y se expresa con los ojos.

¡Cuántas cosas me dice!

Y si tu nombre yo nombro,

Puedo decir Esperanza

Que se guarda, de algún modo

En la brevedad sonora,

En el espacio corto

De una simple exclamación

Hecho tu sello redondo.

¡Cuántas cosas puedo decir

Con ese nombre tan sólo!

Yo lo digo, sin esfuerzo,

Poniendo, codo con codo,

Todo mi sentimiento,

Mi cariño, trozo a trozo.

Y pongo siempre mi ruego

Cuando a tus plantas me pongo;

Un suspiro, una promesa,

Un llanto o un piropo.

Y da igual con que lo diga,

En dónde, el cuándo o cómo,

Que una letra me lo expresa

Y con eso me conformo.

Y es ese tu nombre, Madre,

Que aunque breve y angosto,

Cabe toda la Esperanza,

La belleza y el decoro,

La dulzura bien regada

Con las aguas del reposo;

Y la gracia que Triana

Puso también en tu rostro.

Cuántas cosas me dice…

Qué bien me lo dice todo…

¡Qué bien tu nombre guarda

Como divino tesoro

Un infinito glosario

Con una letra tan sólo!

miércoles, 16 de septiembre de 2009

Nos sonríe la Esperanza


No tengais más añoranza
y olvidad ya vuestra pena
que por divina ordenanza
siempre con la Macarena
nos sonríe la Esperanza

Eres Tú y tan solo Tú aquel anhelo
que el alma por el llanto agonizante
buscaba y rebuscaba a cada instante
removiendo la tierra con el cielo.

Es tu halo, tu fulgor, el tierno velo
que cubre tu mirada y tu semblante
-de hermosura y de gracia abundante-
los que guardan esperanza y consuelo.

Y a pesar de la pena más precisa
 -sin que mustie la flor de tu belleza-
que en tus ojos es seña y es premisa,

siempre tienes -por eso tu grandeza-
un momento para aquella sonrisa
que convierte en sonrisas la tristeza.

viernes, 11 de septiembre de 2009

Salud para la Soledad (foto Roberto Villarrica)



Mi alma te sueña, te añora
lejos de la tierra mía.
¡Qué extraña melancolía
todo recuerdo atesora!
Y siempre en mi mente mora
esa luz tan tuya, bella,
tan lejana cual estrella
y cercana como el viento
que refresca mi tormento
y la nostalgia me sella.

Salud del alma y remedio
para la tensa añoranza...
que convierte en esperanza
cualquier pena, cualquier tedio.
Y a pesar de aquel asedio
al alma en melancolía
siempre en la Carretería
de Salud y Luz en flor
la Soledad -sin dolor-
es mi eterna compañía
.

lunes, 7 de septiembre de 2009

Estrella eterna



Resplandeciente, viva, luminosa
refulgencia en la gloria de su cara
se ilumina. Lucero que ampara
y que orienta cada alma tenebrosa.

Luz que en su tierna mirada reposa
convirtiendo a sus ojos en mampara
que aunque el cielo de pronto se apagara
lo suple su presencia primorosa.

¿Qué será de Triana sin su halo,
sin su luz, sin su clara refulgencia
que es de Dios el más certero regalo?

Que nadie eche de menos su presencia
que aunque sea por un breve intervalo,
también la Estrella brilla por su ausencia.

viernes, 21 de agosto de 2009

Amor de Madre



A ti recurro en la ausencia
cuando percibo un ahogo
que me inquieta, que me angustia,
que me despoja del gozo...

Si mi corazón se aflige
y se encuentra temeroso,
si tengo el alma repleta
de frustraciones y enojos;
si no encuentro la ventura
o está perdida en un pozo,
si me hace falta esperanza
se bien que, de algún modo,
hallo lo que busco en Ti
y en ese sereno rostro
que siempre socorre mi mal
y se refugian mis ojos.

En esa tierna mirada
mis temores abandono
mientras en tu dulce nombre
busco siempre mi acomodo.

En los momentos de duda
que me hace dudar de todo
siempre tengo la certeza
de tu divino Socorro.

Tu nombre tanto me dice,
tanto habla del reposo
que a mi llamada de auxilio
de mi pesar en destrozo
queda escrito entre mis labios
y a cada instante lo nombro.

Que eres Tú la que más sabe
del dolor y del sollozo...
y sin embargo concedes
con solo mirar tus ojos
el Socorro para el alma,
Madre del Amor hermoso...






martes, 18 de agosto de 2009

La Niña Señora (foto La gubia y el Tas)


Flor de gracia en crecimiento
hecha eterna adolescencia.
Espejo de la inocencia
de cuyos años, no cuento.
Brisa en lugar de viento.
Sueño que siempre perdura.
No va a cambiar de postura,
siempre joven permanece.
Guadalupe sole crece
en encanto y hermosura.









domingo, 16 de agosto de 2009

El Poder de la Sentencia


Es buena ocasión, quizás la mejor, para abrir una nueva entrada destinada a Él, tras haber escuchado quizás la historia más enternecedora e impactante que hasta ahora me han contado. Va dedicada a sus protagonistas, macarenos tenían que ser, que de forma humilde y devota, han sabido demostrar como se debe querer y como se sabe escuchar a Jesús de la Sentencia.
Porque cada vez que le vemos Él siempre nos dice que, con fe y con paciencia, siempre hay Esperanza.

Todo lo daría, todo

por mirar de forma eterna

la dulzura de tu Imagen

que me hipnotiza con verla.


Todo lo daría, todo,

por tener mi vista atenta

en tu presencia divina,

en esa cara serena,

en esas manos atadas

que nos la tiendes abiertas,

por tener ese cariño,

por tener esa promesa

cuando me pongo a pensarte,

cuando mi mente te anhela...


Y mire por donde mire

todo a Ti me recuerda:

una palabra tan solo,

una armonía que suena,

o la sincera mirada

del devoto que te reza.


Un gesto, un aroma, un color,

un esbozo, una idea...

Todo me recuerda a Ti,

todo lo que te rodea.


Pues sin que pueda mirarte

porque lejos estuviera,

basta con cerrar los ojos

y en morado ya se sueña.


O contemplar el semblante

de tu Madre Macarena,

porque tu propia dulzura

en su sonrisa se encuentra.


Y por estar así siempre

yo daría lo que fuera.

Y daría hasta mi voz,

los gozos de mis poemas,

y daría mis sentidos

y todo lo que representan.


Lo único que mantendría

es la fe que tengo puesta

en la virtud de tu Madre

y en la ley de tu Sentencia.








miércoles, 12 de agosto de 2009

Unidos por Ti




A tus pies de realengo
se arrodilla el sevillano.
No importa su condición
ni la estirpe de su rango.
Da igual si es de alta curnia
o si es del pueblo llano,
si tiene escudo de armas
o si se encuentra en el paro.

No importa de donde venga
ni su corazón anclado,
que si más allá del puente
o a la vera del Arco,
que si está en los Bermejales
o se halla en Pino Montano;
incluso del Aljarafe
llegan hacia ti guiados
de ver como en tu cara
queda el sol ensimismado.

Desde los tiempos aquellos
en el que rey San Fernando
pusiera tu Imagen sacra
en el centro neurálgico
de esta ciudad consagrada
a la luz de tu Sagrario
han sido muchos devotos,
muchos reyes y hasta santos,
muchos humildes vecinos,
que interrumpen su descanso
para que el 15 de agosto
con el estío en lo alto
vengan solo para verte,
y llorar con entusiasmo,
y ampararse eternamente
bajo la luz de tu manto.

Porque a tus pies y a tu cara
uno y otro son hermanos,
unidos por esa gracia
de sentirse sevillanos.

viernes, 24 de julio de 2009

La de la verde candela...


Un divino resplandor
de una luz inmaculada
luce, reluce y se luce
en una Villa abnegada,
pilar de devociones guanches,
que todo mencey rezaba:
de Tacoronte y Güimar,
hasta Taoro y Anaga
con filial cariño y fe
Chaxiraxi la llamaban
desde los tiempos remotos
mucho antes de que llegara
con sus huestes de guerreros
la conquista castellana.

Y desde el primer momento
en una cueva sagrada
que es la cueva de Achbinico
después de San Blas llamada,
nativos y castellanos
sabían que era esa talla
nada más y nada menos
que la Madre Soberana.

Patrona de aquellas Islas
que supo vencer sin armas
y ganarse el sentimiento
de aquellos que la miraban,
el mencey, el aborígen,
y los pastores de cabras,
los paganos, los cristianos
y las tropas castellanas.

La verdadera patrona,
Morenita de Nivaria.
La de la verde candela,
igual que verde esperanza
de los que la tienen puesta
en su celestial mirada
en cada dos de febrero
que su festividad marca,
en cada quince de agosto
de fervores rodeada.

-Quizás por eso a las islas
las llaman Afortunadas-.

Símbolo de dos pueblos
que con Ella se juntaran.
En Ella toda hermosura
prende de su luminaria.
Que su tierra la venera,
y toda América Hispana
y hasta Sevilla la tiene
en San Nicolás anclada.

Y mira si es la Patrona,
de las islas atlánticas,
la Madre de Tenerife
Reina, Santa y Abogada,
la Divina Protectora
-y yo aun sin nombrarla-
que su nombre de candela
hasta rima con Canarias.

sábado, 18 de julio de 2009

Llanto de emoción


La pregunta nos asalta
viendo a la Macarena
¿Por qué solloza en su gozo
y sonríe, si se apena?

Bastan solo dos miradas
cuando en el aire se encuentran
para explicar el motivo
de que el prodigio suceda.

Es cierto que siendo Madre
llora en pos de una Sentencia
pero al ver como Sevilla,
al mirar como esta tierra
va aclamando su Esperanza
mientras pasa por su vera,
entre jardines de flores,
sobre nubes que la llevan,
bajo caricias de brisas
y resplandores de estrellas
su pena camuflar quiere
para que el pueblo se sienta
consolado en su quebranto
y prendado de su esencia.

Y al verlo en Ella aparece
una sonrisa de ofrenda
que es el divino regalo
que le ofrece en primavera
a esta tierra de los cielos
a cambio de que le diera
para el rostro más hermoso
la mejor de las querencias.

Así su tristeza se borra
y su gozo se refuerza.

Pero entonces...¿Por qué llora?
¿Por qué su riego no cesa?
¿Por qué siguen sus lágrimas
derramándose sin tregua?

¿Acaso el aura de gozo
a sus suspiros no frena
ni pone un sello en el cristal
de sus ojos de candela?

¡No! Que no se extrañe nadie
ni el lucero se sorprenda,
ni se asombre la mañana
que entre sueños se despierta,
ni que se pregunte el cielo
con una duda siquiera
por qué el rocío del alba
se desliza en su azucena.

Que no se soprenda nadie
que esta Esperanza morena,
la que da luz a la sombra,
la que florece en veredas,
la que dice con los ojos
lo que con labios no expresa
por tener delante suya
un clamor que de Ella espera
no puede tener quebranto
ni está llorando de pena.

Tan solo llora de emoción
al ver que Sevilla entera
también de emoción llora
viendo a la Macarena.

lunes, 22 de junio de 2009

A tu Salud, Buen Viaje

Para ti...




Ingratitud inhumana
con insensato desplante
se burla del más humano
divino representante.

Mas esa burla funesta,
cruel, mordaz, lacerante,
en su reflejo celeste,
deja su huella imborrable.

Deja la prueba certera
de como lloran los grandes;
y hace ver a los hombres
que es Jesús, Hijo del Padre,
el hombre que sufre y llora
no por la chanza cobarde,
ni por la mofa mezquina
con la que osaron zafarse
sino por valiente llora
por el resto de los mortales
que algunos con ironía
quieren ridiculizarle
sin pensar que en ese gesto
toda la esperanza cabe...

Pero no importa la befa.
Es inútil tal desaire.
Porque a Él le sobra y basta
con los que van a rezarle.

Y por eso en su presencia
no hay garganta que no calle,
ni ojos que no sollocen
cuando observan que Él lo hace.

Es el Cristo al que se acude
cuando sacuden los males;
es el Cristo que se asoma
en divinos ventanales
para que el pueblo contemple
el más bello paisaje;
para que el cuerpo rendido
de las heridas se sanen
y en cada encrucijada
se guíe el peregrinaje
hasta que llegue el momento
que su Presencia nos llame.

Y de toda la vida,
Él nos guía como nadie
por el buen camino en esta
y en la otra, en el buen viaje.


sábado, 13 de junio de 2009

El perfil de los perfiles


¡Cuánto gozo, que gloriosa
alegría se percibe
cuando Sevilla recibe
ese carita preciosa!
La gracia más primorosa
va de mejilla en mejilla.
Así, de lado y sencilla,
marca un perfil de azucena
¡tu perfil, Macarena,
que es el perfil de Sevilla!

domingo, 7 de junio de 2009

Dulce Amargura (II)


Que no digan, por favor,
tu nombre, que no hace falta.
Que al verte a la vista salta
por qué te invade el dolor.
Que no lo digan, mejor,
que aunque tu pena cesara
al mirarte ya se aclara
esa bella conjetura,
porque tu nombre, Amargura,
puedo leerlo en tu cara.

Nada importa esa tristeza
que de llanto te acapara.
Lo que importa es esa cara
que a todo el pueblo embelesa.
No importa si el dolor pesa
o de tu pena la hondura.
Tú nos das tanta dulzura
en el Domingo de Ramos
que siempre que te miramos
sabe a gloria tu Amargura.

sábado, 30 de mayo de 2009

Triana por décimas (foto archivo hermandad)



Que sople siempre tu brisa
sobre el mar del Altozano.
Que sople tu aire lozano
que refresca lo que pisa.
"No te vayas tan deprisa"
te está diciendo el gentío.
Y Tú, llorando ante el río,
traspasas esa frontera
para que Sevilla entera
se embriague de tu brío.

Tu dolor queda aliviado
entre tanta fe ferviente
aun dejando atrás el puente
y al barrio tan alejado.
Y aun dejando a cada lado
la nostalgia en Triana
sabe bien que siempre gana
pues cuando vuelves de día
cambia su melancolía
de la noche a la mañana.

Contigo es más puro el río
cuando vas cruzando el puente.
Contigo el agua siente
un bendito escalofrío.
Contigo Triana es brío
que al contemplarte destapa.
Y de alegría se empapa
cuando te mira y te reza
porque con tanta belleza
eres Tú la mar de guapa.

Le das sentido a su vida
y le otorgas el consuelo.
Eleva hasta ti su anhelo
y queda a tus pies rendida.
Su devoción más querida
quiso encontrarla a tu vera.
Y es en cada primavera
cuando llevas en pujanza
como lema la Esperanza
y Triana por bandera.

Equivale la guapura
a tu cara dolorosa
donde la gracia reposa
y se desprende dulzura.
Y así es, pues se asegura
que decir Rosa temprana
la belleza más lozana,
cielo, tierra y Guadalquivir
es lo mismo que decir
Esperanza de Triana.

miércoles, 20 de mayo de 2009

Como te cambia la cara...



Cuando te mira Sevilla
como te cambia la cara.
Y mira que siempre sales
con la tristeza marcada
en tu semblante divino
de azucena inmaculada
cuando pasas el dintel
de tu gloriosa morada.
Y mira que de tus ojos
sale la mar desbordada
pensando en esa injusticia
que a tu Hijo Roma daba.
Y mira que en tus mejillas
han brotado rosas blancas
de la palidez profunda
que la amargura te marca.
Pero aun así Tú tienes
tiempo para la gracia,
que al contemplarte Sevilla
y cuando vas a mirarla
como un prodigio, Señora,
te va cambiando la cara;
vas camuflando la pena,
que Tú no quieres por nada
que te vea sollozando
ni que derrames lágrimas;
que las lágrimas únicas
son las que la emoción fraguan
de verte guapa y riseña
¡belllamente sevillana!

Y se va gestando el gesto
que significa bonanza
en el surco de tus labios
con la alegría marcada
en el alma de Sevilla
tras mirarte emocionada
teniendo como precepto
y cual divina ordenanza
solo para sus ojos
la belleza de tu cara.

Y mira que estás bonita
cuando el semblante te cambia.
Y mira si estás tan bella
y mira si tanto te ama
que cuando te ve Sevilla
y le otorgas tu Esperanza
tras un dolor profundo
y el peso de la añoranza
contigo y siempre contigo
le cambia también la cara.

jueves, 14 de mayo de 2009

La pena de la pena


Como espejo, en tu cara se refleja
la pena convertida en frágil rosa
que a un tiempo, sosegada y primorosa
suspiro tras suspiro un llanto deja.

El gozo del dolor así se aleja
y sucumbe al fin cuando se posa
en tu flor de mejilla temblorosa
ese cauce que emana de tu queja.

Y al mostrarse ese gesto en cada calle
con vergeles y flores de tu Valle
florece el ramo que el pueblo te ofrece.

Siendo tanta de tu dolor la hondura
al sentirte, transida de amargura,
hasta la misma pena se estremece.

sábado, 9 de mayo de 2009

Dios presente


Sevilla sacó de un leño
algo más que una figura.
Hizo la perfeción pura
de los pies al mismo ceño.
Y tras poner tanto empeño
siempre al verLe se emociona
pues si tanta paz le dona
al llamarlo Gran Poder
solo puede ser por ser
el mismo Dios en persona.



lunes, 4 de mayo de 2009

El poder de tu mirada

Algo tiene tu semblante
que entre pena y esperanza
busco siempre cada vez
que me pongo ante tus plantas.
Y no se que puede ser
lo que a tu Imagen me llama...
tal vez sea ese cariño
que con pensarte se palpa
o el pesar por tu Sentencia
o tu anuncio de la Gracia...
Es un algo tan hermoso,
es tal dicha inusitada
que al mirarte, Padre mío,
a mi corazón reclama
cada vez que yo te busco
y te encuentro, cara a cara
y veo tus ojos serenos
mientras los míos se empañan
sin saber a ciencia cierta
pero si con toda el alma
si es tu amor que me conmueve
o es la fe que me acapara.
Algo tiene tu semblante
que en silencio me reclama...
tal vez sea tu presencia
y la dulzura que irradias,
o el abrazo que me ofreces
aun con tus manos atadas,
o el remanso de tus ojos
que con fuerza se me clavan
en los míos y se juntan
en una sola mirada.
Algo tiene tu semblante
que me susurra y me llama...
Pero...¿qué es lo que puede ser
esta ventura colmada
que en su cariño me lleva
a donde quiera que vaya
sea oyendo tu Sentencia
entre incienso y madrugada
o en tu cercana capilla
o en mi plegaria diaria?
Algo tiene, mis sentidos
de buscarlo nunca paran.
Pero aunque yo no lo encuentre
y me quede con las ganas
seguiré viendo tu rostro
aunque sin fuerzas quedara
pues si verte es escucharte
y lo dicho un panorama
cada vez que voy a verte
y sin que medien palabras
todo lo que quiero oir
me lo dice tu mirada.

sábado, 2 de mayo de 2009

Saetas trianeras de Esperanza


Por el fervor que suscitas
te nombraron Soberana
y ahora por gracia infinita
es tu Esperanza bendita
el orgullo de Triana.

Más belleza no se alcanza
ni hay mejor jaculatoria
que por bella mezcolanza
el Cielo tiene la gloria
y Triana su Esperanza.

Tanta belleza galana
no la pudo hacer nadie
pues por divina y humana
si la Esperanza es de alguien
es de Dios y de Triana.

En los Cielos luz divina,
marinera en la bonanza
en la tierra clavellina,
en Sevilla peregrina
y en Triana la Esperanza.

Son tus ojos hechiceros
de tu carita divina
los más hermosos luceros
que desde siempre iluminan
la fe de los trianeros.

Aunque Triana con celo
quiere consolar tu pena
eres Tú con tu pañuelo
y con tu cara morena
la que le das el consuelo.

El pulso se me acelera
y mi corazón palpita
cuando al pasar por mi vera
veo tu cara bonita,
Esperanza trianera.

domingo, 26 de abril de 2009

Saetas macarenas (III)


No se puede ser más guapa
ni tener más gracia plena
pues ya tu cara morena
toda la hermosura atrapa
¡Esperanza Macarena!

La hermosura más serena
en tu porte se afianza
desde que de una azucena
el dolor se hizo Esperanza
y la gracia, Macarena.

Mira si Tú eres preciosa
y además de gracia llena
que de Ti, bendita Rosa
y Esperanza Macarena
¡la hermosura está celosa!

Al contemplar tu semblanza
de Madre bendita y buena
te llamaron con templanza
por tu sonrisa, Esperanza
y por guapa Macarena.

Se hizo tu cara morena
con la estrella luminosa
y con la bella azucena
resultando más hermosa
al hacerte macarena.

Tanta belleza acapara
tu semblante, Madre mia,
que si el tiempo me dejara
eternamente estaría
contemplandote la cara.

Aunque con una azucena
te comparen por bonita
es tu hermosura más plena
porque una flor se marchita
y Tú nunca, Macarena.

Se copió la luna llena
del brillo de tu blancura
de tu aroma la azucena
y se copió la hermosura
de tu cara, Macarena.

Viendo ese divino encanto
que tiene tu cara hermosa
si nos cubre el desencanto
tu sonrisa es contagiosa
y remedio para el llanto.

Mi garganta no se frena
y mi voz nunca se cansa
de decir, a boca llena,
que Tú eres mi Esperanza
¡Mi Esperanza Macarena!

miércoles, 22 de abril de 2009

Rosario de décimas


Suspiros siempre emana
calle Feria el Jueves Santo
cuando se mezcla tu encanto
con la oración sevillana.
Y Sevilla se desgrana
en mil rezos necesarios
convirtiendo en relicarios
lágrimas que te regala
para que sean, de gala,
cuentas para tus rosarios.

Cada cuenta es oración
que entre sus manos se vierte.
Cada cuenta se convierte
en Rosario y devoción.
¿Y por qué esta bendición
a todo un pueblo anilla?
¿Por qué su fe se arrodilla
cuando su plegaria empieza?
Porque en Montesión se reza
el Rosario de Sevilla...

Un alegre tintineo
que de plegaria se llena
en calle Feria resuena
y sus resplandores veo.
Se desgrana en un goteo
de sentimientos varios
y la fe de todo un barrio
se condensa en la oración
de esa Flor de Montesión
a Quién rezamos Rosario.

martes, 21 de abril de 2009

Lección de vida


Cómo es la muerte dormida
Tú la enseñaste despierto.
Y en la cruz, clavado y muerto,
ahora enseñas la vida.
La Buena Muerte medida
descansa en tu cuerpo inherte,
que tan solo hay que verte
tan tranquilo y sereno
para comprender, de pleno,
porque es tan Buena tu Muerte.

martes, 14 de abril de 2009

Ser macareno


Alguien me preguntó un día
"oye..¿.qué es ser macareno?"...
Buena pregunta directa
en ese instante me hicieron
pero si es buena pregunta
mejor respuesta yo tengo.

Yo le diría sincera
sin dudarlo ni un momento
que se basa simplemente
en un puro sentimiento.

Es poner día tras día
fuerza, tesón y empeño
para mantener la fe
con el Rosario por medio.

Es poner la confianza
en unos ojos serenos;
es ponerse morado
cada vez que se hable de Ellos,
de forma sencilla y amena
sin tocar el menosprecio.

Es rezar de igual manera
el avemaría y el credo...

Es repartir Esperanza
a base de los recuerdos
del más pobre al más rico,
desde el infante hasta al viejo.

Es llorar al ver sus rostros
sin palabras y sin gestos,
sentir que los tienes cerca
aunque lo tengas tan lejos,
pues los macarenos saben
que la fe consiste en eso...

Es un desvivir con gozo
que del alma queda dentro;
es sonreir y suspirar
casi, casi al mismo tiempo.
Es ir para estar tan solo
un rato a solas con Ellos...

Y es mucho más, sin duda,
mucho más que todo eso.
Es de los Bermejales
a Parras y a Escoberos.
De Sanlúcar hasta el Arco
y de costero a costero.

¿Que más se quiere que diga?
¿No es suficiente con esto?
¿Acaso se puede explicar
y decir el sentimiento?

Que es algo tan grande, tan grande
que no me cabe en los versos...
mas lo digo a boca llena
porque ser un macareno
es tocar la misma Gloria,
es haber cumplido un sueño,
tener los pies en la tierra
y estar también en el Cielo.




jueves, 2 de abril de 2009

Con Ella sobra y basta


Una esbelta gallardía
en custodia se presenta;
libre de lo accesorio
que en verdad solo molesta;
despejada de abalorios
y de sus joyas etéreas,
de floripondios barrocos
y de pulcritud de cera;
de velas que se enrizan
viendo su cara serena,
que aunque esto suene a ripio
todo en Ella se condensa;
únicamente tocada
por la gracia macarena,
por el verde luminoso
que a la oscuridad verdea;
que ni vergeles la aroman
¿para qué más flor que Ella?
solo unos claveles blancos
brotan de su primavera,
a las plantas de la que es
la Madre de la naturaleza.

Ni algarabía, ni cantos,
ni aplausos, ni luz de velas;
pero sí ríos de llanto
que se desbordan al verla.

Tan solo ojos y labios
para Imagen tan perfecta;
Miradas que se entrecruzan,
palabras que se encadenan
entre la fe y la Esperanza
por más cercana, más bella...

Eso es el buen ejemplo
de la Sevilla auténtica,
de rezos e intimidades
y de cumplidas promesas;
pues no necesita gritos
para imponerse esta Reina...

No le hace falta más nada
y si algo faltara en Ella
con su fe y con sus piropos
Sevilla se lo completa.

lunes, 30 de marzo de 2009

La esperanza del desamparo (foto archivo hermandad)

Con Ella nunca estarás desamparado....





La gloria los labios besa
y sale un suspiro suave.
Toda la belleza cabe
y hasta el esfuerzo no pesa.
El aire así se embelesa
y un silencio atronador
que se mueve alrededor
de las voces expectantes
rompe nervios incesantes
al sonar el llamador.
Envuelve luz primeriza
esa gracia de tu cara
que igual que tu nombre ampara
el quebranto minimiza.
Ese brillo se desliza
por esa fiel concurrencia
que alaba con insistencia
la obra de ángeles humanos
que tienen siempre en sus manos
el consuelo a tu dolencia.

A ti acude la adversidad
del que abrigo necesita;
de aquella fe que concita
esperanza y caridad.
Tu rostro es todo bondad
que hace olvidar el enfado.
Y con tu nombre inspirado
a Sevilla siempre indica
que es -y así es como se explica-
techo del desamparado.

jueves, 26 de marzo de 2009

En tu Refugio me resguardo...



Ampara tu cara serena
cualquier tristeza mundana.
Borra la amargura ufana
que al corazón envenena.
San Bernardo se encadena
a tu Refugio celeste.
Y todo aquel que se preste
a contemplar tu semblante
tendrá a su dolor calmante
en ese mundo y en este.

Refugio del pecador
para quien llora y aflige
es tu barrio a quien elige
para calmar su dolor.
Y se suma alrededor
de tu divino resguardo
yo misma, que te aguardo
en tu refugio bendito
y si yo lo necesito
lo hallo siempre en San Bernardo.







martes, 24 de marzo de 2009

Reguero de dulzura (foto Fernand)

Para Dani



Reguero de sosiego y de ventura
a pesar de la burla y de la ofensa

que el rencor inhumano te dispensa

recorre tu mejilla con ternura.

Ante cruel e ingrata coyuntura
¿Qué tu halo dice, en qué tu mente piensa?

Tanto amor en tus ojos se condensa

que no cabe el dolor y sí dulzura.


No lloras de pena, pues por encima
de toda venganza y cualquier recelo

mantienes con tu gesto la autoestima
,

haciendo de ese gesto un buen modelo;
que el hijo con su fe siempre te mima
y eso es lo que te sirve de consuelo.

miércoles, 18 de marzo de 2009

Sintiendo tu presencia



En tu silencio modelo
mi tristeza se silencia.
En tu divina presencia
encuentro siempre el consuelo.
Pensarte me lanza al vuelo
a buscar una salida
cuando me siento perdida
en cada desesperanza.
Y contigo la Esperanza
en mi pensamiento anida.
Si solo pienso en soñarte,
me hace la espera más breve
donde quiera que me lleve
esta forma de añorarte.
Pues se que en cualquier parte
la nostalgia se reduce;
y hasta que el ansiado cruce
venga de nuestras voces,
mi Señor, ya bien conoces
qué el pensarte me produce...
Que contemple tu semblante
para apaciguar mi pena
y el dolor que me envenena
se convierta en un calmante.
Que crea, fiel y constante
que no habrá melancolía.
Y tan solo la alegría
y por siempre la Esperanza
la encontraré sin tardanza
en tu dulce compañía...
Y tu presencia siento, sí,
y del frío me resguarda...
toda mi mente ya aguarda
a alegrarme junto a Ti.
Así es como te siento, así,
de las más bellas maneras.
Yo te espero y Tú me esperas
a completar el destino
pues tu Sentencia a mí vino
y será lo que Tú quieras...

Datos personales

Mi foto
Sevilla, Sevilla, Spain
Sin permiso previo de la autora y administradora del blog o sin citar la procedencia queda prohibido el uso y/o manipulación de su contenido.

Seguidores

Archivo del blog